Tratamientos de fisioterapia: la punción seca, el kinesiotape y métodos contra el cólico del lactante

En Clínica El Romeral ofrecen fisioterapia deportiva, rehabilitación postquirúrgica o tras un accidente, así como otras terapias destinadas a lograr una óptima recuperación durante la convalecencia de una enfermedad.

Entre ellas destacan:

-Punción seca: es una técnica de tratamiento que sirve para tratar puntos gatillos miofasciales (PGM) o lo que es lo mismo, puntos dolorosos en el cuerpo localizados en el músculo que se pueden producir por movimientos bruscos, sobrecargas, etc. Se denomina punción seca porque no se introduce ningún anestésico ni sustancia.

El dolor después del tratamiento, que puede variar entre leve y moderado, se conoce como dolor post-punción y puede durar entre 12 y 48 horas, el tiempo necesario para la regeneración del tejido tras el tratamiento.

Según explica el fisioterapeuta, Javier Vegas, este tratamiento suele utilizarse en aquellas contracturas que “están muy instauradas o que no están evolucionando bien mediante la terapia manual”, la cual, es siempre la primera elección de los fisioterapeutas al no ser invasiva. “Se utilizan unas agujas muy finas que ayudan a liberal el punto gatillo y disminuyen la contractura. Prácticamente no se notan cuando entran en contacto con la piel. Lo que sí percibimos es la contracción del músculo cuando incidimos sobre el punto gatillo”.

Kinesiotape o vendaje neuromuscular: la técnica del kinesiotaping consiste en el uso de unas tiras adhesivas que se adaptan al músculo, proporcionando estabilidad y permitiendo a su vez la movilidad natural del cuerpo gracias a su textura y elasticidad que las diferencian de otros vendajes convencionales. También permiten transpirar correctamente a la piel y no limitan la circulación de la sangre. Se suelen emplear en lesiones musculares, articulares, neurológicas y ligamentosas. Según lo que se quiera corregir, el vendaje tendrá un corte u otro “Son esas cintas de colores que vemos siempre en los deportistas y que, en función de su aplicación, va a tener unos beneficios u otros. Se pueden utilizar para relajar la musculatura, para ayudar a su potenciación, para drenar edemas y demás”, aclara el profesional.

Tratamiento contra el cólico del lactante. Cuando un bebé sufre varios períodos de inquietud, llanto agudo e intranquilidad a la semana, puede que esté sufriendo una afección conocida como ‘cólico del lactante’. En estos casos, sin motivo aparente, el bebé llora durante más de tres horas al día, durante más de tres días a la semana y durante por lo menos tres semanas. Aunque su origen no está del todo definido, se relaciona a la intolerancia a la leche de vaca, a los cambios de dieta de la madre, a la presencia de gases, a una digestión incompleta o al mismo temperamento del bebé. Aunque no hay técnicas que remitan los cólicos, sí que hay métodos para hacer la vida más fácil a la familia y al niño. Y en Clínica El Romeral nuestros fisioterapeutas utilizan técnicas para tratarlo y que ayudan a la expulsión y liberación de los gases, “que suelen ser muy molestos en esas edades tan tempranas”, señala Vegas.

NUEVO
SERVICIO
ECOGRAFÍA Y
RADIOLOGÍA